jueves, 31 de marzo de 2016

Nosotros solo existimos para nosotros


Hace unos días fue asesinada en Honduras la activista social Berta Cáceres, ayer en Venezuela un grupo montado en un autobús asesinó a dos policías que intentaban guardar el orden público, mañana..., los nuestros seguirán siendo asesinados y los grandes medios, sabiéndolo, apenas dirán algo. No interesamos. Nosotros lo gritamos con el vuelo de las palomas que llegarán muy lejos, tanto como para que un día toda la alegría de la paz inunde de verdad y belleza las noticias. Nuestros muertos no tienen el valor de la mercancía mediática que el espectáculo de la enajenación necesita, y en verdad no nos vemos bien en ese valor. Nuestros muertos se multiplican en sus pueblos y siempre celebran la vida. Así somos, toda la vida en nuestras luchas. Existimos porque luchamos. Nunca morimos, y esto, a pesar de su cercanía con la poesía, está más cerca del contundente esfuerzo, de la rotunda determinación y del inmenso goce con que luchar nos hace reales. Por ello nuestra mejor noticia es esta: entre el 13 y el 15 de abril nos reuniremos en Tegucigalpa para el Encuentro Internacional de los Pueblos Berta Cáceres Vive.

Por supuesto, para los grandes medios aún seremos menos noticia. Pero nosotros insistiremos con nuestras palomas. Nada ni nadie podrá quitarnos sus alas. Y llegaremos. Estamos tan seguros como la propia tierra que defendemos y que tan exquisitamente se afirma en nuestros caminos.

Berta Cáceres Vive para pedir justicia para los asesinados, para los retenidos como Gustavo Castro y para todos los que, según los estándares que observan los grandes medios, no somos como aquellos nombres que repiten los principales diarios, canales de radio y televisión y cuanta tecnología podamos imaginar para destacar que son reprimidos en Venezuela o en Cuba. Efectivamente, para el mundo de la información, no somos como esos, los suyos. Para ese mundo nosotros debemos desaparecer y hasta ser asesinados. Nosotros solo existimos para nosotros. Cuando nos veamos así, acaso será la victoria.

(También publicado en El Periódico, Catalunya, bajo el título "Latinoamérica no existe para los grandes medios")

domingo, 27 de marzo de 2016

MAGNÍFICO ANÁLISIS SOBRE OBAMA EN CUBA DEL BLOG LA PUPILA INSOMNE








UN ANÁLISIS GENIAL!!





































OBAMA VINO A VIVIR DEL CUENTO
POR FIDEL DÍAZ (Del blog cubano La Pupila Insomne, de Iroel Sánchez)
Hace rato esperaba un chance para entrevistar a El Diablo Ilustrado, y hubiera preferido tejer un cuestionario abordando temas culturales, pero se me ha dado la oportunidad ahora y el tema Obama está en el ambiente. Espero, no obstante, una próxima oportunidad, diabluras adentro. 
F: En artículo de corte humorístico -que no circuló mucho-, a raíz del anuncio de intención de normalizar las relaciones entre Cuba y los Estados Unidos aquel 17 de diciembre, escribiste que Obama no es bueno ná. Ahora, tras su visita a Cuba ¿sostienes esa afirmación?
EDI: Realmente la frase fue el título, y confieso que había cierto toque si no sensacionalista, con el ánimo de llamar la atención. Creo, no obstante que es la esencia de lo que decía. Y ahora, mi respuesta es que el problema no es únicamente que Obama no sea bueno, sino que le es imposible serlo en tanto que es presidente de los Estados Unidos. Esto no niega que pueda tener algunas virtudes personales, inteligencia, buenos modales, ser un hombre de familia, etc. Pero Estados Unidos es un imperio, y Obama, por tanto, un emperador. A veces envueltos en la feria de las ilusiones mediáticas nos quedamos en las impresiones ligeras –que, por demás. son fabricadas.
Vimos incluso a un Obama intentado ser actor, con lo cual ha logrado otro record: ser peor que Ronald Reagan, otro presidente de los Estados Unidos que había sido actor de películas hollywoodenses de vaqueros, los llamados westerns; y no lo digo yo, en su mandato han llovido los chistes acerca de su calidad actoral, sustentada además en su tiempo por la crítica cinematográfica norteamericana. ¿por qué Obama se prestó para el papelito en el programa de la televisión cubana Vivir del cuento? Pues porque se lo orientó el equipo de asesores que diseña sus pasos y su imagen.
Está publicada la entrevista a Luis Silva (Pánfilo) en que explica cómo lo llamaron de la Casa Blanca esos “asesores”, le hicieron la propuesta de programa y estuvieron trabajando una semana –correo electrónico mediante- quitando bocadillos, puliendo la dramaturgia para intentar algo orgánico que diera la imagen que buscaban del presidente. ¿Por qué ese papel (para los que ven más allá de las apariencias podría decirse “papelazo”)? Buscando un simple impacto parsa ganarse al público.  ¿Te das cuenta? Estamos hablando de un presidente recurriendo a una actuación, y ahí está la esencia: se trata de que los presidentes en Estados Unidos son personajes de una gran maquinaria propagandística, que esconden las ideas, o la falta de ellas detrás de las apariencias.
Con esta aparición, en el programa de mayor teleaudiencia, y escogiendo un par de innings en el beisbol, los asesores le reforzaban una imagen popular en Cuba, cercana a los gustos de la población; y es que en el fondo la visita más que cualquier otro objetivo tenía el de romper la imagen de enemigos; o sea, dejar atrás 50 años de agresiones múltiples, borrar el pasado con un presidente simpático, casi populachero (incluyendo “qué bolá”, “echar palante” –cuando Obama es todo un gentleman de Harvard, que nada tiene que ver con las clases humildes) en el papel de amigo del pueblo cubano, para hablar de oportunidades económicas, con cierto toque de Papá Noel – sonriente, familiar, mostrando que el capitalismo es la solución- preguntaba a los cuentapropistas qué les hacía falta para prosperar, para que sus negocios fueran en grande. Estuve esperando que de un momento a otro sacara la varita mágica; sin embargo… ¿y el embargo? Los temas principales el bloqueo, la base naval, los dejó en el “estamos trabajando en eso”.  
F: ¿Por qué escogen un programa como Vivir del cuento?
EDI: Hasta hemos visto algunas películas y un excelente serial como House of cards que muestran descarnadamente cómo trabajan esos equipos multidisciplinarios, especialistas en medios masivos, que hacen investigaciones, sondeos de opinión… cuando te decía lo de que un presidente de los Estados Unidos es un actor, no tiene nada de metáfora, son literalmente personajes desde que optan por una carrera política. Es algo increíble, ¿te das cuenta de lo que estamos hablando? Quien ocupa la Casa Blanca no es alguien que ha llegado allí por un proyecto, por unos ideales, por su consecuencia, sino alguien que ha ido asumiendo ese papel que le dan cual si fuese en una telenovela. El equipo te escoge vestuario, pelado, si sales con familia o solo, si es conveniente que vaya contigo un perro, o que cargues a un niño, a dónde ir y a dónde no, revisan meticulosamente cada presentación en público, incluyendo los discursos, a algunos se los hacen completos. Estudian cada lugar al que van, por dónde deben entrar y a quién saludar… y esto es más que sabido. Lo mejor es que estamos en un mundo tal de simulaciones que eso se toma por normal.  
F: No me has respondido por qué el programa humorístico y esos encuentros con Pánfilo.
EDI: Obvio. Saben que es uno de los programas –si no el más- popular de la televisión cubana. Y que es de corte costumbrista que mira a la sociedad cubana, a nuestra cotidianeidad desde las diversas capas de la población, y que su personaje central representa a las capas más humildes. Para el diseño que trajo Obama de gran benefactor del pueblo cubano, le viene como anillo al dedo. Primero, causa un gran impacto en la población, como un gran número de circo, y aunque no quieras te deja la impresión de alguien campechano, que se quita el saco y se sienta a jugar dominó, preocupado por los desposeídos… en fin, dramaturgia. Si lo miras con un mínimo de agudeza te das cuenta de que es algo impostado. 
F: ¿Crees que, como ser humano, Obama es alguien insensible a lo que padecen los de abajo?
EDI: Eso es difícil de saber; tiendo a pensar que en su yo más profundo es un ser que tiene sensibilidad humana y que, a pesar de que no trabaja –ni puede trabajar- para los de abajo, pues… 
F: ¿Por qué no puede trabajar para los de abajo?
EDI: Volvemos a lo mismo. Obama puede ser, en tanto ser humano, un hombre hasta bueno; incluso cuando uno lo ve con su familia -aun sabiendo que eso casi seguro es parte del diseño-, no puede evitar simpatías hacia él en ese sentido; pero es el presidente de los Estados Unidos, y no se llega a ese puesto por gracia divina. Allá el que crea en el sistema democrático norteamericano, pero se sabe -ellos mismos lo han más que demostrado- que a la Casa Blanca llega el que deciden los grandes poderes que tienen los hilos económicos de la nación (y más allá de ella); un selecto grupo de megamagnates que tienen el control de todo el país, en primer lugar de los medios masivos y el armamentismo, así como las grandes industrias. Es un poder inimaginable concentrado en un grupo de personas. Para ser presidente hay que estar más que probado ante ese grupo de oligarcas para los cuales no existe el ser humano, solo consumidores. Hay que ser parte de ellos.
La campaña de Obama de 2008 tuvo un costo de 760 millones de dólares. ¿Quiénes dan ese dinero? ¿Para qué? Es una puja entre grandes empresarios, buscando garantizar sus intereses.  O sea, que las elecciones en Estados Unidos son un negocio más, en el que los grandes empresarios invierten en los candidatos –seleccionados por ellos mismos- a cambio de garantizar que una vez presidente, ese caballo por el que apostaron les garantice con sus medidas ventajas para sus negocios. Alguien mínimamente antisistémico no tiene posibilidad ninguna no solo de llegar a la presidencia de los Estados Unidos, ni siquiera de ser escuchado en los grandes medios masivos; esa posibilidad no existe. Allá el que crea también en esa libertad de expresión, y que allí se puede hablar libremente. Allí se puede atacar a un presidente, lo que no se puede es atacar el sistema. Puedes hacerlo, pero imprimir un volante, o en una radiobase, y sin hacerte muy popular. Los de abajo no tienen voz, ni pueden tenerla porque los medios masivos son monopolios privados, que pertenecen ¿a quién? A los multimillonarios, cadenas que no dejan levantar cabeza a nadie que se oponga a sus intereses ¿y cuáles son sus intereses? Los de la oligarquía, que ni siquiera es solo estadounidense, pues de manera que son un imperio, tienen carácter global. En el mundo se dice, y se repite, lo que a ese grupo de megamagnates le conviene. No hay verdad sobre la tierra, sino la que fabrican con ese poderío mediático incalculable. 
F: ¿No estás absolutizando?
EDI: Bueno, está Telesur, y nuestros pequeños canales y emisoras públicas, lo cual es nada contra lo que enfrenta. Mira estos datos: De las 300 primeras firmas de información y comunicación en el mundo, 144 son norteamericanas, 80 son de la Unión Europea, 49 son japonesas. ¿Qué le queda al Sur?
Sigo: De las primeras 75 empresas de prensa, 39 son norteamericanas, 25 son europeas, 8 son japonesas. De las 88 primeras firmas de informática y telecomunicaciones, 39 son norteamericanas, 25 son europeas, 8 son japonesas. ¿Hay libertad de expresión? Claro, para los poderosos, o sea: los países que dominan al mundo, y dentro de ellos, los grandes empresarios dueños de esos monopolios. Que cada día son más concentrados en una persona o una familia, pues compran más medios y los unifican.
Veamos uno solo de esos monopolios, analiza estos datos de la acumulación de una sola firma: Time Warner AOL (Estados Unidos).
Resultado de la fusión entre la revista Time, la productora cinematográfica Warner Brothers y el proveedor de servicios de internet América Online. Es líder mundial en la venta directa de información y entretenimiento. En el 2001, por ejemplo, obtuvo ingresos por 38 mil 234 millones de dólares. Es la editora de revistas más grande en EU con 120 millones de lectores a nivel mundial y posee canales de televisión que abarcan Europa, Asia y América. En el 2001 produjo y exhibió dos de las películas más taquilleras: Harry Potter y El Señor de los Anillos. Maneja la segunda compañía discográfica en el mundo y la segunda operadora de televisión por cable con 12.8 millones de suscriptores.
Veamos una lista breve, por arribita, de los medios que controla:
Editoriales de libros (28 en total): Time Life Books, Book-of-the-Month Club (50% AOL Times Warner y 50% Bertelsmann), Paperback Book Club, Warner Books
Canales de Televisión (38 en total): Warner Brothers (17% es de AT&T), HBO, Cinemax (25% de AT&T), Comedy Central (12.5% de AT&T y 50% de Viacom), E! And Style (tiene el 7.5% y el resto es de Disney, Liberty Media y Comcast), CNN, Cartoon Network, TNT, Music Choice (con Sony, EMI, AT&T y otros)
Otros servicios: Road Runner (modem desarrollado con Media One Group, Microsoft, and Compaq), Time Warner Communications (servicio telefónico), Time Warner Security (seguridad residencial y comercial por monitoreo)
Producción y distribución de televisión (15 en total): Warner Bros, Hanna – Barbera, Castle Rock Entertainment
Revistas (79 sin contar los DC comics): Time, Fortune, Life, Sports Illustrated, People, Entertainment Weekly
Música (70 firmas): Warner Bros, Atlantic, Columbia House (50% con Sony)
Internet (además de diversos sitios de internet): America Online, CompuServe, Netscape, ICQ Instant Messenger, Winamp
Mercadotecnia: Productos de la marca Warner Bros y sus tiendas (170 en 30 países), Parques recreativos
Producción Cinematográfica: New Line Cinema· Warner Bros, Fine Line Features
Además de unos cuantos equipos de futbol, ventas por televisión, televisión vía satélite y acciones en Radio Sportsline.
Cuando lees esa información te surge una pregunta ¿quién tiene la libertad de expresión? Ese mismo monopolio es uno de los pocos en el mundo; enfrenta sus intereses y verás. Lo vemos en América Latina, cada vez que hay un gobierno de izquierda le arman la gran campaña de difamación monopolios como este y los no menos jugosos monopolios de los principales países. Por ejemplo, Argentina. Hay quienes no comprenden cómo Macri salió en las elecciones, siendo un representante de la oligarquía más de derecha y reaccionaria. Pues la respuesta es sencilla, si miras el poderío mediático no hace falta razonar.
En Argentina hay dos grupos que son dueños de casi todos los medios de comunicación, ellos son Telefónica Argentina S.A. y el Grupo Clarín. ¿Sabes lo que significa que dos grupos de la oligarquía dominen los medios?
Para que veas de qué estamos hablando veamos uno de ellos, Telefónica Argentina S.A.
Posee Telefé, Radio Continental, FM Hit, ocho estaciones provinciales, revista Gente, Para Ti, Billiken, La Chacra y Campo Argentino. Además, cuenta con Canal 11 de Salta, Canal 8 de Córdoba y Canal 7 de Neuquén, la compañía de TV del Atlántico (a través del Canal 10 de Mar del Plata), Patagonik Film (30 %), y el 20% de Torneos y Competencias (eventos deportivos). Sprayette S.A., Katalyx Argentina S.A., Atento Argentina S.A. y Emergia Argentina S.A. Es dueña de Advance (proveedor de servicio de Internet), Telinver S.A. (empresa que publica las guías telefónicas), Altocity.com S.A. (un shopping virtual), Telefónica Data Argentina (servicios Web para empresas), Telefónica Móviles S.A. (telefonía móvil, con su producto estrella: Unifón), Terra Networks S.A. (grupo global de Internet con presencia en 43 países – el tipo de gigante comercial que absorbe a la competencia pequeña.
Si todo ese poderío se pasa meses expandiendo la imagen de que Macri es bueno, que Cristina es mala, si a eso le sumas que esos mismos magnates te hacen una guerra económica pues son los dueños o los aliados de todos los negocios, ¿por quién vota la mayoría? A veces, excepcionalmente, se da que el carisma de un líder es tal que llega al casi colmo de romper ese cerco, pero calcula el bombardeo, cambias de canales en la TV y todos con ese mensaje, levantando además calumnias pues no hay el menor apego a la verdad; a veces le basta con amplificar algo que publicaron en un blog, -o mandaron a publicar en un blog- luego lo rebotan todas las cadenas con cintillos como “según algunas fuentes de información”… y ya está regada la campaña, dígase contra Lula o Dilma, Evo, Cristina, Maduro, Correa, es algo realmente monstruoso y que la gente regularmente cree. Porque si lo dicen todos los medios –aparentemente distintos- debe ser verdad. Esto viene acompañado de un sistema ideológico que hace creer a las “masas” que son voces distintas, que hay diversidad, que hay libertad de expresión, y que representan los intereses del pueblo, y lo que hacen en realidad es someter al pueblo a los intereses de los grandes mercaderes. 
F: Pero nos hemos apartado de Obama…
EDI: Para nada. Cuáles fueron las “causas” que vino a defender Obama en Cuba.
1.Internet. El benefactor del pueblo cubano quiere que estemos bien informados porque la falta de libertad de expresión nos tiene aislados del mundo. Ya vemos cuál es la libertad de expresión capitalista, cada vez menor –si eso fuera posible-pues cada día se concentran más, casi hasta el absoluto, los monopolios mediáticos. ¿Por qué Obama enfatiza tanto Internet? Porque la TV, la radio y la prensa en Cuba son estatales y no pueden penetrarlas para subvertir, como hacen en Venezuela, Argentina, o Brasil, por poner ejemplos clásicos de estos días. Lo han intentado financiando medios desde Miami, con un ataque de cientos de horas diarias de agresión radiotelevisiva, durante más de 50 años, pero no han logrado el objetivo, de ahí el famoso y tan reiterado “no funcionó” de Obama, que muestra el cinismo de la filosofía gubernamental estadounidense. El cambio hacia Cuba no es motivado por la comprensión y reconocimiento de una acción como el bloqueo que va contra los derechos humanos, sino porque –con todo el pragmatismo maquiavélico imperial- no funcionó y hay que buscar otra vía para lo mismo, para destruir el sistema. 
F: Entonces… ¿consideras negativo el Internet que nos ofrece?
EDI: Por el contrario, toda tecnología para los cubanos son beneficiosas; porque, amén de todos los problemas y retrocesos, incluso educacionales, hay una espesura cultural, espiritual, ética, ideológica de dimensiones que no pueden calcular ni los especialistas que han tejido el plan con rostro Obama hacia Cuba. Ya sabemos de la ideología mediática American way, que se ha expandido por el mundo, y claro que es un nuevo reto, pero también Internet es un paso gigante para cualquier investigación, trabajo, intercambio de cultura que no está en los primeros planos de las redes globales que proponen la desinformación y el aparataje seudo-informativo, ese entretenimiento insustancial con el que tratan de despoetizarnos, desmovilizarnos, encerrarnos en la burbuja que nos rebaja del status de persona al de consumidor. Y si ellos quieren contribuir al desarrollo tecnológico pensando que con eso nos tumban, bienvenida la contribución. Aunque Cuba está en ese camino sin tener que acudir a la tecnología norteamericana, (a fuerza de tantas trabas que nos han puesto). Ahora los “benefactores” insisten generosos en “desarrollarnos” a los inditos, claro que desde el sector privado; pues se trata de sembrar las bases del capitalismo.
F: Dabas a Internet como punto 1 ¿cuáles son los otros?   
EDI: Precisamente el punto 2 es la fábrica de grandes empresarios. El propio Obama en su discurso ante los cuentapropistas, se lo plantea como de mediano a largo plazo. No es que abogue por la propiedad privada, o los negocios particulares, que sabe que ya los hay en Cuba, puso énfasis especial en los grandes negocios, o sea, sembrando la ambición con el slogan de ser emprendedores y hasta puso el ejemplo de los cubanos negociantes de Miami. Por supuesto, no hizo alusión de ese “emprendimiento” que parte de los esbirros de alta jerarquía que saquearon los fondos de la nación cuando se fueron con las maletas repletas en 1959, y que desde entonces con el privilegio, y financiamiento politiquero, del propio gobierno norteamericano desde entonces, han creado una casta ultraderechista con gran poder económico.
El objetivo es tener a la vuela de unos años una oligarquía de grandes magnates, que lógicamente, tendrán intereses de clase, capitalistas, y como tales actuaran contra todo proyecto socialista y en unión de otras oligarquías del continente.  Todas, curiosamente, tienen a Miami como capital ¿será que allí es donde “se corta el bacalao”?
F: En síntesis lo que propone es que hagamos paulatinamente el capitalismo, porque la economía socialista es ineficiente; hasta aludió a las bondades de la economía de mercado.  
EDI: Si realmente Obama quiere ayudar a los pobres de la tierra sería bueno que desplegara allí, en sus Estados Unidos, el mismo entusiasmo y carisma que mostró en el gran Teatro de la Habana incitando a los cuentapropistas cubanos a convertirse en grandes empresarios. A ver si logra impregnar de ese espíritu emprendedor a los 46,7 millones de pobres que tiene en su país, el que él gobierna, o al menos a los 20,8 millones de norteamericanos que viven en lo que se valora como “pobreza severa”. Si hay tantas oportunidades en el paraíso de la propiedad privada cómo se entiende que el país más rico del mundo, tenga una tasa de desempleo de 4.9 por ciento es decir unos 7.8 millones sin trabajo alguno. Más de 500.000 personas en Estados Unidos viven en las calles, en sus coches, en albergues u hogares subsidiados por el Estado por la falta de hogares asequibles, aproximadamente un cuarto de los “sin techo” son menores de 18 años.
Esa es la exitosa economía de libre mercado que nos trajo sonriente, el apuesto Obama.  Claro que no es él, el problema es sistémico. El llamado libre mercado no es más que la rapiña de unos seres contra otros para escalar en una sociedad diseñada para medir a la gente por lo que tiene y no por lo que es, es la competencia impía del que araña para hacer crecer los negocios sin piedad con nadie y solo pensando en amasar fortuna sea como sea, en un proceso imparable en el que no importa el prójimo ni la sociedad. De ahí que el capitalismo sea el enemigo de los pueblos, y en la etapa presente más todavía porque cada día la riqueza se acumula en menos manos, por lo que las “oportunidades” son para menos, y los más, que crecen, pasan a una miseria mayor. En esa rapiña consumista, se saquean los recursos naturales, y se contamina el ambiente hasta niveles ya insostenibles y ¿por qué es tan difícil cambiar algo que ya visiblemente está destruyendo el planeta? Porque son los intereses de los grandes magnates y no están dispuestos a disminuir un ápice sus ganancias para salvar nada, ni a nadie.
Obama, por ejemplo, ha intentado limitar la tenencia de armas de fuego, a ver si disminuye un poco la escandalosa violencia en su país, alrededor de 13 mil personas son asesinadas cada año en Estados Unidos; pero los grandes magnates, los que colocan a los presidentes en la Casa Blanca con sus millones, están detrás de la sociedad del rifle y la industria armamentista, que son de los más fabulosos negocios a nivel mundial. De ahí que Estados Unidos no puede dejar de hacer guerras, fabricarlas, en todos los rincones del planeta y de ahí que hayan inventado el cartel de gendarmes mundiales, como los policías que velan por la democracia universal. Lo cual no es más que la justificación para tener tropas y armar guerras en cualquier “oscuro rincón del planeta” como diría Bush.
F: Por qué ese cambio de política de Estados Unidos con respecto a Cuba mientras con el resto de los países de gobiernos de izquierda mantienen la guerra abierta.
EDI: Ya casi te contesté, se han visto obligados a cambiarla y el mismo Obama lo declaró porque el método tradicional no ha funcionado. América Latina se estaba escapando del poder imperial y han rediseñado su política; han recrudecido las campañas mediáticas y la desestabilización económica contra Venezuela, Argentina, Brasil, Bolivia… arman campañas difamatorias en los medios contra los líderes, caotizan la economía, si eso no alcanza arman manifestaciones llegando a la violencia, en la medida en que se acercan las elecciones, en fin una guerra sin cuartel para lo que cuentan con los monopolios mediáticos y los poderes económicos, todos en manos de las oligarquías. ¿Por qué hay que cambiar con Cuba? Porque aquí la economía es fundamentalmente estatal y los medios también, o sea que no tienen esas armas. Han insistido por métodos diversos durante medio siglo, desde bombardeos, ataques costeros, infiltraciones de bandas armadas, invasión, sabotajes, plagas, intentos de magnicidio, manipulación de la emigración, pagando disidencias y otros derroches de imaginación malévola y no lo han conseguido. Hasta que sacaron las cuentas. Y han decidido entonces pasar de la fuerza a la tentación. Por otra parte, este cambio de política tiene un valor añadido para ellos: dando la imagen de que no somos tan enemigos creen que podrían restar a la integración latinoamericana ese papel de líder moral que tiene Cuba; contando con que de alguna manera bajemos un poco el tono de la voz antimperialista.
F: ¿Entonces te parece bien o mal la visita de Obama a Cuba?
EDI: Buenísima, aunque no lo hizo muy explícito Obama mediante, ha reconocido Goliat que Davisito ganó ese combate, y que tienen que cambiar el tipo de guerra. No es que sea fácil, pero ahora tienen que medir más los pasos. Ya, por ejemplo, no pueden ponernos de nuevo en una lista de países terroristas; algo inconcebible, cuando hemos sido los agredidos.  Estuvimos hasta hace unos meses en esa lista, y de pronto no solo Obama viene sino que trae a su familia (la mujer, las hijas y hasta la suegra) –algo en lo que también creo que es innovador, no recuerdo otro presidente del mundo haciendo una visita oficial con suegra (esto habla bien de él, y de ella). ¿Te imaginas a alguien arrastrando a su familia a un país terrorista?
También reconoció los logros en salud y educación; algo subrayado ya por la humanidad entera, pero que lo haga un presidente de los Estados Unidos es un gran paso. Quedaron sobre la mesa varios campos de colaboración. Está planteado el mayor intercambio académico, de proyectos y de visitantes, lo cual va a reservar más sorpresas para los norteamericanos que visiten la isla que a la inversa, pues ya los medios nos muestran sobradamente la cara hermosa del Norte.
Esta visita cambia radicalmente no solo la mirada hacia Cuba en los Estados Unidos, también en el resto del mundo donde se replica la visión del infierno caribeño que ofrecen los grandes circuitos mediáticos. Aunque seguirán las campañas y hasta acrecentadas, tienen que tener otro matiz a partir de ahora.
En cuanto a Obama personalmente, ha tenido que enfrentar, por supuesto, los ataques de la ultraderecha y desafiar todo ello merece ser reconocido; por otra parte, dentro del papel de un presidente de los Estados Unidos fue bastante respetuoso, si bien no dejó de exponer su política, obviamente contra el sistema socialista. Me parece maravilloso pasar de enemigos a muerte y a punta de pistola, a contrarios que colaboren en los puntos en que les permitan esas abismales diferencias. Ojalá se tomen en serio lo de tumbarnos por la vía de la relación económica y se limiten algo en cuanto al financiamiento de la subversión directa pero solo tres días después de salir Obama de Cuba  el Departamento de Estado anunció hoy un programa de orientación de prácticas comunitarias por $ 753.989 para “jóvenes líderes emergentes de la sociedad civil cubana.”
F: ¿Quién será el próximo presidente de los Estados Unidos?
EDI: Sospecho –y ojalá me equivoque- que será alguien de mano dura. Ya tienen redimensionada la política en el continente y está surtiendo efecto, las izquierdas pasan por un momento difícil y les conviene alguien que apriete ahora esas tuercas. La mujer la reservarán por si, como Bush, llega una etapa de descredito global. Precisamente con el artículo “Obama no es bueno ná” trataba de explicar, medio en broma, que habían colocado en la presidencia de los Estados Unidos a un negro como un efecto de impacto, de distracción, que cambiara radicalmente la imagen del país. Les urgía a esos grandes poderes del imperio, algo que enterrara informativamente la imagen troglodita de Bush; y de pronto la carta Obama sabrían que sería de un efecto descomunal. Creo que esperarán a otro bache similar, para echar mano al recurso de una mujer en el gobierno. Ojalá sean solo especulaciones mías.
T: ¿Qué pasaría con Cuba si gana la derecha las elecciones en los Estados Unidos?
EDI: No creo que cambie mucho, va a seguir este mismo curso, pues quienes trazan esas políticas son los poderes económicos, el grupo élite de la oligarquía imperial. Puede haber alguna puja entre los más interesados y los menos, en entrar en negocios con Cuba, o los compromisos con unos u otros, del que logre el sillón presidencial, pero en el fondo es el mismo juego. Fíjate que desde que comenzó todo este viraje, los grandes periódicos que hasta ese momento decían horrores de Cuba comenzaron a cambiar el lenguaje y a reconocer algunos logros de esta “dictadura” a la que siempre apellidan castrista. Un presidente puede influir algo, pero la política en los Estados Unidos la mueven los intereses de los monopolios económicos.

viernes, 25 de marzo de 2016

¿De qué amor no serán capaces los cubanos?


En todo proyecto revolucionario y en todas sus diversas etapas existen seguidores y detractores. Cuba no es una excepción. Desde hace bastante tiempo el gobierno cubano, más con hechos que con palabras, ha propiciado la fraternidad entre todos los cubanos. Miami ya es una ciudad de encuentro constante. Y como Miami, otras múltiples cuestiones se han ido y se van solucionando y asimilando por todos con suficiente normalidad. Hace pocos días Obama visitó la isla y despertó la división que ya venía diluyéndose. ¿Para qué? Los cubanos saben descubrir el antídoto para todos los venenos.

A pesar de cualquier señalamiento al gobierno cubano -muy natural en estos tiempos poco fraternales en todo el mundo-, este gobierno ha hecho y sigue haciendo sus tareas. No solo condujo una revolución triunfante como la necesitaba el pueblo. No solo enfrentó al desparpajo de los Estados Unidos. No solo alcanzó enormes logros en sanidad, educación y convivencia social que tanto urgen en cualquier país del Tercer Mundo. No solo pensó únicamente en su nación como aconseja la soledad auto-destructiva capitalista. No solo se defendió con suma inteligencia frente a las campañas mediáticas de descrédito político y atentados terroristas a árboles, animales y personas. El gobierno cubano supo ser pueblo y sobrevivió con este a la hecatombe de los que lo ayudaron en los principios del mejoramiento humano. Por ello pueblo y gobierno en Cuba cosechan aún una inmensa siembra de laureles. Un asombro poético y una verdad tan grande como el planeta.

Cuba venció la estrategia norteamericana de “derrocar al gobierno por hambre y desesperación del pueblo”, como plantea la decisión que estableció el célebre bloqueo a Cuba que aún persiste. Entonces, más allá de los dramas dolorosos y las contradicciones de esta época, gobierno y pueblo cubanos siguen siendo todavía Cuba en el mundo. Hoy es fiesta grande en La Habana: actúan los Rolling Stones. Mañana, la vida dirá si la fraternidad es el mayor orgullo de una nación.

(También publicado en El Periódico, Catalunya, bajo el título "Cuba: la fraternidad, orgullo de una nación")

jueves, 24 de marzo de 2016

El pueblo y el individuo en los Estados Unidos y en Cuba

En su reciente discurso en La Habana, el presidente norteamericano Barack Obama dijo, entre otras cosas, que “Cuba tiene un sistema de un solo partido; Estados Unidos es una democracia de múltiples partidos. Cuba tiene un modelo económico socialista; Estados Unidos es un mercado libre. Cuba ha reforzado el papel y los derechos del estado; Estados Unidos está fundado sobre los derechos individuales.” La palabra pueblo no aparece por ningún lado en su comparación entre los dos países. Puede entenderse, con buena intención, que Estados Unidos ya superó como país ese estadio de la formación de un pueblo y que cada individuo norteamericano lo encarna. ¿Puede entenderse lo mismo de los países tercermundistas que entregan -o las transnacionales les quitan- sus mayores riquezas para fortalecer los modelos de vida de los Estados Unidos y de otros territorios del Primer Mundo mientras sus pueblos sobreviven en las más espantosas desigualdades individuales? Seguro que no.

Realmente cada persona vive gran parte de su alegría y de su dolor de forma individual. Puede entenderse de ello que colectivamente compartimos la otra gran parte. Esto podría dar a entender que muchos, muchos individuos solo existen virtualmente en internet para que los otros lo sepan.

Así podría entenderse que Cuba, con su Revolución, empezó la formación de su pueblo para poder hacer reinar los valores del individuo cubano y existir en la realidad. Como Estados Unidos. Como quisieran todos los países latinoamericanos. Sería natural. ¿Quién niega esa lógica? Pero si esto sucede, la venerable Naturaleza nos señalaría a todos: no, no se puede. Ahí nos veríamos obligados a frenar muchos derechos individuales y reflexionar para comenzar otra historia donde Estados Unidos ya no podría, como dijo Simón Bolivar “estar destinado por la providencia para plagar la América de miseria en nombre de la libertad.” Pasado, presente y futuro conviven con inmensa terquedad. Y quienes no lo entiendan así están arriesgando toda su vida y la de los suyos.

miércoles, 23 de marzo de 2016

Guantánamo en la excepcionalidad de los Estados Unidos con Cuba


Bastaría una sola palabra, Guantánamo, para derrumbar todo el espectáculo norteamericano sobre la democracia, los derechos humanos y el valor del individuo. En el trozo de tierra con ese nombre usurpado a Cuba por los Estados Unidos se han cometido y se siguen cometiendo los mayores horrores contra la democracia, los derechos humanos y el valor del individuo.

Apresados en cualquier lugar, internados en cárceles secretas de la CIA en distintos países, humillados, torturados y despojados de todo valor democrático, humano e individual, han sido llevados hasta Guantánamo cientos de supuestos terroristas.

Obama prometió cerrar la cárcel caribeña de Guantánamo, y después de 2 mandatos presidenciales no ha podido cumplir su promesa. ¿De qué le han servido a él y a los detenidos la democracia, los derechos humanos y los valores del individuo?

A pesar de la turbulenta palabra para el mundo de hoy, el presidente norteamericano se jacta del sistema gubernamental de su país queriendo darle lecciones de democracia, derechos humanos y valores individuales a Cuba en este horrendo 22 de marzo de 2016. ¿Qué sería de Cuba si Estados Unidos hubiera podido cumplir en la isla su tradicional periplo de intervenciones militares donde le ha dado la gana bajo cualquier excusa? Cuba estuvo hasta hace muy poco en la lista norteamericana de países patrocinadores del terrorismo, igual a como fueron situados Irak, Afganistán, Libia y Siria. ¿Por qué Cuba no pasó por la manía imperial? La respuesta es bastante sencilla: por la simbólica fuerza del sistema gubernamental cubano que, apoyado en la férrea unidad de su pueblo y en la solidaridad internacional, supo esquivar todas las justificaciones para una agresión militar y promover, dentro de las posibilidades que le dejaba el bloqueo norteamericano, una amplia definición de la democracia, los derechos humanos y los valores del individuo que nada tienen que ver con la existencia del Guantánamo sostenido por la excepcionalidad de los Estados Unidos.

martes, 22 de marzo de 2016

Abriendo una nueva encrucijada


Cuba nunca combatirá el diálogo honesto con posiciones históricas, políticas, económicas y sociales diferentes a las que tiene, pero sí combatirá la manipulación que de la cotidianidad cubana realiza la llamada disidencia cubana o monólogos como el realizado por el presidente Obama en el Gran Teatro de La Habana y las numerosas campañas mediáticas que a lo largo de muchos años, y que continúan en la actualidad, pretenden imponerle a la isla formas de existencia distintas a las que ella misma se ha dado. Cuba dialogará sobre democracia, derechos humanos, sistemas económicos, convivencia social, elecciones libres y cuantos otros temas que se quieran contrastar desde el compromiso con los múltiples aspectos de la compleja realidad cubana y mundial junto al respeto a los tiempos que cada país elija para los cambios que necesite según el consenso popular.

No obstante, nada debemos recriminarle a Obama. Cuba lo invitó a que dijera lo que quisiese decirle a los cubanos con una trasmisión en directo por la televisión y él hizo uso de la arrogancia propia de los presidentes norteamericanos. Muchos nos hemos indignado con algunas de sus expresiones. Obama, un hombre que el mismo Raúl llamó honesto, responde a la historia y al status quo del país norteño, y de contra, su partido se está jugando las próximas elecciones presidenciales, por lo que todo va en esa dirección. También debemos comprender que toda su honestidad presidencial está en la representación de una historia y un sistema de vida muy enraizado en su país: la nación imprescindible para el mundo que tantos presidentes de EU han enarbolado y que muchos de sus ciudadanos comparten. Mientras esa idea no cambie es extremadamente difícil que las instituciones norteamericanas generen otro tipo de presidente. Esa idea es diametralmente opuesta a la cubana, pero habremos de saber enfrentarnos en nuestra propia casa a este nuevo desafío, ya que hemos sido nosotros mismos los que, buscando pasos que conduzcan a la normalización de las relaciones bilaterales, abrimos esta encrucijada.

domingo, 20 de marzo de 2016

"Yo no sé qué misterio de ternura tiene esa dulcísima palabra: cubano" (José Martí)


El presidente norteamericano viaja a la cumbre de la OTAN, del G-7, del G-20, o al Premio Nobel, o a un discurso en la ONU, y no pasa nada..., pero si viaja a Cuba... Se dice Cuba y se dicen millones de sueños, esperanzas, resistencias y luchas imprescindibles.

La tierra caribeña que hizo una Revolución a 90 millas del Imperio. La sensibilidad humana que se acercó verdaderamente a los más desfavorecidos y les ofreció salud, educación, cultura y la fuerza para alcanzar su más plena realización. El gobierno que nacionalizó todas las propiedades privadas que creaban espanto en el aire de la vida. El pueblo que esperó la agresión por toda la isla y la derrotó en Playa Girón. El país que vio en el cambio de sistema la única salvación. Tierra, sensibilidad, gobierno, pueblo y país que lograron ser solidarios con los más necesitados del planeta y seguir existiendo.

Cuba fue una desde 1959, fue otra desde 1990, y otra más a fines de 2014, y aún será otra desde este 20 de marzo de 2016. Pero en todas esas Cubas puede respirarse que ninguna nación es la única elegida para el disfrute de la Tierra, porque todas estamos para ello. Quizás por esto el mundo se solidariza con el aire cubano.

Las ideas, la organización y la voluntad del conjunto de Cuba posibilitan, aún en medio de la crisis mundial: que la formación científica y cultural de los cubanos y otros residentes latinoamericanos, africanos y asiáticos sea una de las más altas del mundo, que los médicos y diversos contingentes isleños de otras profesiones expresen sus conocimientos y sensibilidades en más de 60 países del Tercer Mundo, que un paisito subdesarrollado, pobre, bloqueado, en perenne crisis económica y con múltiples errores en su proceso revolucionario haya llegado a la cumbre de la dignidad humana. A esa cumbre arriba hoy Barak Obama y todos esperamos que respire el aire de esa victoria. Tal vez, en un esfuerzo libre de sus pulmones, se acoja al misterio de ternura que tiene la dulcísima palabra cubano.

(También publicado en El Periódico, Catalunya, bajo el título "El viaje de Obama a Cuba")

jueves, 10 de marzo de 2016

La gran hoja de ruta es impedir que Podemos entre al gobierno


Preparemos la inteligencia para entender que cualquier cosa, -mala, desde luego- que pase en Podemos será magnificada hasta el delirio. La mayoría de los grandes medios y conocidos articulistas se hacen eco y riegan como pólvora un hecho sucedido en Podemos-Madrid. La situación se convierte para el mundo de las noticias, entre otras bestialidades, en que “la formación morada se hunde”, “Podemos atraviesa una grave crisis interna” o “Podemos se apaga”, cuando solo se trata de la renuncia, por desavenencias con el líder regional madrileño, de 9 miembros de un órgano del nuevo partido que cuenta con 31 miembros. Ninguno de estos titulares se han usado con otros partidos políticos que sí tienen grandes hundimientos y oscuridades en renglones verdaderamente relevantes como la corrupción. ¿Por qué pasa esto? La respuesta es muy sencilla: el derroche de los recursos públicos por parte de políticos corruptos de distintos partidos se ha convertido en cosa menor frente a la real posibilidad de que Podemos acceda al gobierno y emprenda la mayor lucha contra la corrupción.

Casi sería preferible que estuviéramos mintiendo, dada la gigantesca gravedad que la situación actual con la corrupción coloca a todo el país. Pero, no, no mentimos, la corrupción arrasa al país.

¿Podrá Podemos, en su enorme juventud y optimismo, vencer las lacras de la corrupción? No lo sabemos, pero lo que sí sabemos es que ninguna otra agrupación política podrá emprender esa lucha con el suficiente apoyo popular que necesita la victoria agrupada en Podemos.

No es una anormalidad que la joven agrupación pacte con el PSOE. Anormalidad es que el PSOE pacte con Ciudadanos, el partido que degeneraría la historia de los socialistas cuando estos tienen la oportunidad histórica de regenerarse con Podemos y juntos logren alzar la transformación de la Política Española. Porque si esto no sucede, la desintegración final de España tendrá una fecha muy cercana.

miércoles, 9 de marzo de 2016

Muchos políticos tienen con la pobreza sus más indignos hobbies



Parece haber llegado la hora del mayor lucimiento de la mayoría de los políticos en sus discursos sobre la pobreza, la desigualdad y las grandes ideas de mejoramiento social. ¿Por qué no dan el ejemplo bajándose los salarios que tienen como han hecho ya algunas agrupaciones políticas nuevas? Posiblemente tal paso sea cosmético, pero seguramente significará un paso de credibilidad muy alto para poder seguir imaginándonos que aún esta clase política tiene algo que decirle a la sociedad actual.

La gente padece, sufre y muere por el abandono en que los gobernantes disfrutan, gozan y viven.

Los pobres no poseen recursos para avanzar como personas mientras los políticos asisten a ferias, teatros, diversos espectáculos y banquetes. No ríen los pobres, pero sí ríen, y mucho, los que proclaman una y otra vez que los defienden.

Sucede en Europa con la criminal indiferencia a los refugiados de guerras que la propia Europa ha colaborado a crear. Sucede en España con la abusiva indiferencia a los millones de pobres que seguirán creciendo mientras los partidos políticos se preparan para nuevas elecciones donde se gastarán nuevos millones de euros en papeles y publicidad. Sucede en Catalunya con la triste indiferencia a las desigualdades sociales existentes en nombre de un expolio del Estado Español y que solucionará una idílica independencia que no cuenta desde el principio con los pobres.

Los números de la pobreza son conocidos y las palabras bien intencionadas de los políticos son grandes. Hasta las emociones con que se expresan llegan a ser inmensas. Pero los hechos, la verdad y la salvación de millones de personas que no aparecen en los números, ni en las palabras, ni en las emociones, brillan por su ausencia. Así, en la mayoría de congresos, parlamentos y plenos municipales abunda la más abyecta aberración. En la mayoría de estos sitios no se acomete una decidida acción a favor de los pobres. Mientras los políticos no lo hagan seguirán posando en la pasarela de sus más indignos hobbies.

(También publicado en El Periódico, Catalunya)